viernes, 20 de diciembre de 2013

EL PROGRAMA CULTURA EN COMÚN ES MÁS QUE CIFRAS

Más de 40.000 personas entre niños, niñas, jóvenes, adultos y adultos mayores de las localidades de Usme, San Cristóbal, Antonio Nariño, Ciudad Bolívar, Usaquén y kennedy, se beneficiaron con el Programa Cultura en Común que el Instituto Distrital de las Artes, IDARTES y la Secretaría de Integración Social del Distrito, reactivaron este año con el propósito de llevar las artes escénicas más cerca a todos y todas. Durante estos 5 meses de actividades, la masiva asistencia a los eventos programados, reflejó con gran satisfacción el interés de los bogotanos y bogotanas, en hacer parte activa de la propuesta cultural, que la Bogotá Humana le ofrece a la ciudadanía.

6 Localidades beneficiadas, 16 escenarios y espacios alternativos de programación, 239 espectáculos y actividades lúdico pedagógicas realizadas, 102 artistas y agrupaciones contratados, 44 artistas locales programados, son cifras que permiten visualizar el impacto real de este programa en la comunidad.








Pero existen otras variables que no se pueden cuantificar, pero cuyo efecto es lo que construye sociedad y lo que motiva día a día a trabajar para construir una ciudad más amable, más icluyente y más respetuosa de las diferencias; las millones de sonrisas de niños y niñas que disfrutaron con las obras de teatro, los conciertos, los títeres, los Clowns, los talleres; las expresiones de alegría de estos pequeños, que tuvieron la oportunidad de imaginar y soñar un mundo mejor, cientos de familias que rompieron la monotonía e incluyeron en sus planes compartir y aprender gozando; jóvenes que descubrieron en las diferentes manifestaciones artísticas una forma positiva de expresar sus inquietudes, sus inconformidades, sus deseos y logoros.



Un programa que incluye de manera activa a cada miembro de la sociedad genera pertenencia y reconocimiento, motiva sentimientos de gratitud, que aunque no son medibles, actúan como un efecto dominó, que poco a poco desencadena actitudes pacíficas y amorosas, con sigo mismo y con el otro. Y es así como Cultura en Común, abrió una puerta mágica a los artistas locales, distritales, nacionales e internacionales, que vinieron de Argentina, España, Perú y México, a compartir su quehacer y a demostrar que el arte es un instrumento de reconciliación y paz.
Porque dedicarse a la labor artística debe ser valorada,  este programa dignificó y reconoció el trabajo de cientos de artistas y colectivos que se presentaron en escenarios equipados y adecuados de manera propicia para disfrutar este fantástico encuentro cultural.












Cientos de pequeños y jóvenes artistas tuvieron la oportunidad de mostrar sus logros, ejemplo de ello se dio en el Teatro Jorge Eliécer Gaitán, el pasado 24 de noviembre, en donde más de 50 jóvenes, niños y niñas de tres colectivos de la localidad de Usme, mostraron los resultados en su proceso de creación artística en las áreas de música y danza, una experiencia única que permanecerá anclada en sus vidas.


Nada de esto se mide, pero si se vive, se experimenta, se goza y construye, y para lograr hacer de todo esto una realidad, existe un equipo humano que trabajó día a día, coordinando, programando, gestionando y motivando a la comunidad para participar en las diferentes actividades y gracias a ellos y a su compromiso, hoy el programa Cultura en Común, hace parte de la cotidianidad de miles de personas que seguramente estarán esperando con ansiedad las sorpresa que el 2014 traerá a sus localidades. Porque en el nuevo año, IDARTES, continuará descentralizando la cultura para que cada vez, llegue más a todos los rincones de la ciudad.

No hay comentarios: